Pekecha
Creatividad digital

Síguenos en:

Pekecha

Pekecha / Marketing Digital  / Cómo debe ser una página web para alcanzar el éxito
Cómo debe ser una página web para alcanzar el éxito

Cómo debe ser una página web para alcanzar el éxito

¿Es realmente el éxito en la página web una meta asequible o está reservada a unos pocos? ¿Cómo debe ser un sitio web para alcanzar el éxito? Cuestiones que vamos responder en este artículo. Una web corporativa atractiva y funcional es una de las herramientas más potentes de las que puede disponer tu empresa a nivel de imagen y de prestación de servicios. Las proezas y facilidades de internet han provocado un “boom” no sólo de demandantes y receptores de contenido online, sino también de entidades que ofertan sus productos.

En este universo digital, donde casi todo lo que te puedas imaginar está siendo comentado, escrito, enseñado o vendido por otros miles, parece complicado hacerse un hueco. Es lógico que te preguntes si hay sitio para tu empresa en este barco llamado internet?.

Hoy por hoy la sobresaturación de sites en la red, hace que el ser visible sea una tarea complicada, pero no imposible. Aquí os dejamos una serie de trucos, que no siendo mágicos, con el tiempo y la atención necesarios, dan sus frutos; prepárate para emprender el camino hacia el triunfo de tu página web.

Una parámetro de obligado cumplimiento es que esté perfectamente adaptada a dispositivos móviles. Incluso crear la versión para móviles y luego adaptar la de ordenador.

Las claves para conseguir una web exitosa

Nº 1: Determinar para qué existes

Esto tiene que ver con los objetivos que persigues y pretendes alcanzar con la creación y funcionamiento de tu web.

Es fundamental saber qué vamos a contar y para qué vamos a contarlo. Digamos que hay tres grandes líneas sobre las que girarán los objetivos de tu empresa en comunicación digital: visibilidad, fidelización y aumento de las conversiones/ventas.

Debes evitar que, aquello en lo que tu empresa puede aportar un valor diferencial, se pierda en un mar de información. Esto provocará que el potencial cliente se marche de tu página web sin haber encontrado lo que realmente le puede parecer interesante. Por eso, lo mejor que puedes hacer es perfilar tu identidad como empresa y focalizarte en tus fortalezas; de tal manera que, lo que más brille, sea lo primero que se vea y lo que más “espacio” ocupe en tu web.

En cuanto al diseño de tu página, estará muy relacionado con este punto. El reto no está en hacer una web con una estética atractiva o de apariencia profesional. Hoy en día, es bastante sencillo con las facilidades que ofrecen CMS como WordPress. Lo que será determinante, a la hora de lograr una web corporativa competente, será la coordinación y coherencia entre lo que fijamos como objetivos, el público al que nos dirigimos y nuestra personalidad como empresa, con ciertas pautas de marketing digital (benchmarking, arquitectura…) que nos aproximarán al cliente potencial y darán valor a su experiencia en nuestra web.

Nº 2: Hacerte ver

Una vez que sabes quién eres y cuales son tus objetivos a la hora de que visiten tu web, y tengas tu página correctamente diseñada, debes hacer que los demás lo sepan. De poco vale que tú sepas lo que puedes ofrecer si los demás ni siquiera saben que existes. Para conseguir tráfico en tu web, debes facilitar la visibilidad de la misma. Existen diferentes vías para conseguir visitas a una página web.

Tráfico directo

Cuando nos buscan introduciendo nuestra URL directamente en el navegador. En este caso la tarea de promoción de la visita se encontrará fuera de internet; y probablemente responda a trabajos de papelería corporativa, bolsas, material publicitario impreso…

A través de buscadores

Esta es una de las fórmulas más típicas y eficaces de conseguir visitas, bien sea mejorando el posicionamiento SEO, o con campañas de pago: SEM, Google Adwords…

A través de enlaces en otros sites de internet

Tanto otras webs (link building), como redes sociales. Las visitas obtenidas bajo este método se llamarían tráfico de referencia.

La utilización de uno u otro método dependerá de las necesidades y posibilidades de tu negocio. Para tomar una buena determinación, deberás dejarte aconsejar por un profesional de marketing digital. Así podrás potenciar al máximo la rentabilidad de tu web.

Cómo debe ser una página web para alcanzar el éxito

Nº 3: No defraudar

Una vez consigas captar la atención de alguien, es importante no decepcionarlo a la hora de hacer el clic. Se trata de que cuando alguien entre en tu web encuentre lo que espere encontrar. Es decir, que la expectativa iguale -o mejore- a la realidad, y no al revés. Muchas veces, el intento de aparecer en las primeras posiciones de búsqueda lleva a las empresas a utilizar ciertos trucos, que no siempre son afortunados, engañando al buscador y al usuario con técnicas de SEO poco éticas; produciendo muchas visitas pero muchas decepciones.

Nº 4: Continúa escuchando

No defraudar no significa que no haya una opción continua a la mejora progresiva de tu web. Se trata de ir testando aquellas acciones que mejor funcionen y, sobre todo, escuchar a tus visitantes. Tener una buena comunicación a través de la web con tus clientes potenciales es fundamental; pues, es probable que a pesar de que hayas elaborado la arquitectura de tu web de forma minuciosa, muchas personas se planteen ciertas dudas a cerca de tu contenido, que tú deberás resolver. Pero eso, debes estar en continua reinvención, porque los receptores de la misma, también lo están. En nuestro anterior post hablamos de las tendencias en marketing digital para este año, consúltalo aquí No te relajes en la idea de que tu web ya está acabada, porque nunca lo está del todo. Herramientas como Google Analytics son de gran ayuda para conocer el comportamiento de los usuarios en nuestro sitio web y analizar posibles errores del mismo.

Pin It on Pinterest

Share This